Blogia
Hoy es siempre todavía

¡ Nos vamos a Barcelona ! (II)
El partido (Agujero cósmico en la banda derecha)

<center>¡ Nos vamos a Barcelona ! (II) <br> El partido (Agujero cósmico en la banda derecha)</center><br>

El pasado sábado fuimos uno de los 61.443 espectadores de excepción del último partido de la primera vuelta del Real Murcia en el Nou Camp. Si el viernes comentábamos que era ésta una oportunidad única de hacer historia, habrá que esperar para conseguir la primera victoria liguera en este majestuoso escenario.

Comenzó el partido el Murcia bien organizado atrás, impidiendo que los jugadores azulgranas llegaran con claridad y crearan ocasiones de peligro e intentando salir con algo de criterio al contraataque. Pero en el minuto 27, una buena jugada colectiva de los locales acabó con un centro de Zambrotta para Gudjohnsen, que, con la derecha, colocó el balón lejos del acance de Notario. Era el 1-0, marcador con el que finalizó la primera parte.

Tras la reanudación una jugada pudo cambiar el rumbo del encuentro, al disponer Baiano de la mejor y más clara ocasión del Murcia, en un uno contra uno que Valdés resolvió eficazmente. Y del posible 1-1 se pasó al 2-0: cabalgada de Henry por la izquierda hasta plantarse en la línea de fondo, dentro del área murciana, y, una vez allí, centro para que Bojan sólo tenga que empujar el balón al fondo de las mallas (min. 52). No era la primera vez que el francés, el hombre del partido, había intentado esta jugada ni, por desgracia, sería la última.

Los cambios del Murcia no resolvieron nada, incluido el principal problema del equipo, el "agujero negro" (colador, para entendernos) que suponía la banda derecha, en la que un "despistado" (en opinión de la prensa deportiva catalana) lateral se veía desbordado una y otra vez por Henry, sin encontrar tampoco mucha ayuda por parte de sus compañeros. El Barça dominaba en el marcador y era el amo y señor del balón, jugando a placer. Henry era una pesadilla y el Barça disponía de varias ocasiones para aumentar la cuenta (un paradón de Notario, un disparo al larguero, ...).

Pero lo peor aún estaba por llegar, pues Eto'o nos "obsequió" con dos goles en su último partido antes de concentrarse con su selección. El final del partido ha dejado una mala imagen de nuestro equipo, a merced del rival. Por si no teníamos bastante, Rijkaard sustituyó al camerunés por un juvenil convocado horas antes, Pedrito, que se acordará siempre de que debutó en primera división frente al Murcia.

Si tuviéramos que destacar algo del Murcia sería, en el plano colectivo, los primeros minutos de juego, antes de que se desorganizaran y dieran el partido por perdido tras encajar el segundo gol. Y, en el plano individual, a Peña y a Goitom, los dos únicos que medianamente cumplieron dentro de la mediocridad grana, pues el equipo no mostró intensidad alguna. Sirva como ejemplo las pocas faltas que cometieron en el partido (tres según la prensa catalana y ocho según otras fuentes), algo inusual en un enfrentamiento contra un rival de la talla del Barça.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres